Inauguración Nueva Residencia Familiar en Valdivia

Con la participación de la Seremi (s) de Desarrollo Social y Familia, Gaby Marihuan; la Directora Regional de Mejor Niñez, Esmeralda Espinoza; la Directora Ejecutiva de Fundación Niño y Patria, Erica Ponce Figueroa; representantes de las fuerzas policiales de la región y actores relevantes del sistema jurídico, se inauguró nueva Residencia de Vida Familiar para Adolescentes “Llacolén”.

En la nueva Residencia, ubicada en Donald Canter s/n, al interior de la Escuela de Formación de Carabineros en la comuna de Valdivia, vivirán 12 adolescentes, varones, entre los 9 y 14 años. Esto en un nuevo modelo residencial, que comenzó a implementarse el año 2018 y que tiene como objetivo reemplazar los Cread -centros de protección masivos e impersonales- por residencias familiares con espacios acogedores y personalizados, donde se facilite una atención individual basada en la construcción de vínculos, para que los niños, niñas y adolescentes las sientan como espacios emocionalmente seguros.

La Directora Regional del Servicio Mejor Niñez, Esmeralda Espinoza, señaló que “quiero agradecer a Carabineros de Chile y a Fundación Niño y Patria por facilitar el espacio, tomar el desafío, habilitar e implementar estas dependencias y poner a disposición una gran línea de personas y profesionales para los niños y adolescentes que vivirán aquí. Sin duda el desafío inicia aquí, pero finalizará cuando restituyamos y protejamos en conjunto los derechos de cada niño, niña y adolescente de la región y del país”.

Por su parte, la Directora Ejecutiva de la Fundación Niño y Patria, Erica Ponce Figueroa, explicó que “como Fundación Niño y Patria estamos muy contentos de abrir nuestra séptima Residencia, la Residencia de vida Familiar Llacolén acá en la comuna de Valdivia. Hace un tiempo ya asumimos el compromiso de seguir trabajando con aquellos niños y niñas que han sido víctimas de vulneraciones graves de sus derechos y trabajando en la línea del cuidado alternativo. Creemos que podemos aportar con nuestra experiencia, con nuestros equipos altamente capacitados para poder entregar una mejor calidad de vida a los niños y niñas que por distintos motivos llegan a vivir a las residencias que tenemos, así que estamos muy contentos y creemos que vamos a hacer un aporte también a la comunidad y al circuito de protección que hay acá en la región de los ríos”.

El terreno tiene 1.9 hectáreas, con 3 recintos habilitados, los cuales suman 924,3 metros cuadrados. El primer recinto corresponde a oficinas para los funcionarios, el segundo a una zona con comedor, cocina, lavandería, sala multiuso y bodega, además de la implementación de una habitación y un baño independiente para los niños que tuviesen que estar aislados por Covid-19. El tercer recinto cuenta en total con 6 dormitorios y 6 baños, los cuales corresponden a uso personal de las adolescentes, teniendo a disposición espacios de uso común, tales como living y zona de juegos.

En total se invirtieron cerca de 60 millones de pesos en reparaciones y trabajos de habitabilidad, los cuales consistieron en mejoramiento de muros, baños, habilitación eléctrica y sanitaria, e instalación de equipos de tecnovigilancia, entre otros.

El equipo que trabaja en la residencia está compuesto por 18 trabajadores de diversas áreas, tales como las ciencias sociales y la salud, con trabajadores sociales, psicólogos, terapeuta ocupacional, psicopedagogo, profesor de física y de educación física, sumando además al apoyo de personal de aseo y cocina.